¿Qué cubren los seguros de alquiler para inquilinos?

    Siempre que se alquila un piso o una casa, una de las cuestiones que salen a la palestra es el alquiler. Siempre surgen las dudas de qué corresponde asegurar y que debe de incluirse en el seguro del hogar del inquilino. O incluso si debe de haber un seguro.

    La realidad es que esta inquietud es cada vez mayor. Sobre todo tras el estallido de la crisis económica, el mercado del alquiler ha ido creciendo de forma notable en los últimos años, por lo que normal que existan numerosas dudas acerca de la cobertura de los seguros de alquiler.

    Cuando el piso está dentro de una hipoteca, debe de ser obligatorio tener un seguro. Ahora bien, ¿lo es para un piso que esté pagado al 100% y se alquile? En Seguros Pignatelli, os vamos a resolver todas las dudas acerca de los supuestos que puedan interesar a ambas partes.

    Por cierto, si buscáis un seguro de hogar, ya sea para propietarios o inquilinos, ¡consúltanos!

    seguro de alquiler para inquilinos

    Obligatoriedad o no del seguro de alquiler

    Si no se trata de una vivienda hipotecada, el propietario no tiene la obligatoriedad de tener un seguro, aunque es más que aconsejable. La razón es bien sencilla, según la Ley de Arrendamiento de 1999, el propietario tiene la obligación de asegurarse la habitabilidad de la propiedad al alquilarse, siendo el seguro de hogar una de las mejores garantías.  Para el inquilino, tampoco es obligatorio suscribir un seguro de hogar, ¡pero es más que recomendable!

    Eso sí, si se realiza, tiene que ser un seguro que no se solape con el del inquilino. A fin de cuentas, es una manera más que obvia de delimitar las responsabilidades ante cualquier situación que afecte a dicha habitabilidad.

    En este sentido, los seguros de hogar comprenden diferentes variables para protegerse. En términos generales, el seguro de hogar comprende hasta 3 modalidades diferentes, como bien es sabido.

    Encontramos seguros de responsabilidad civil, continente y contenido. El seguro de responsabilidad civil comprende todos los daños accidentales a terceros que se puedan ocasionar.

    El continente, por su parte, se refiere a la modalidad que asegura todas las cuestiones vinculadas a la estructura y la construcción de la vivienda, como las tuberías, paredes, sistema eléctrico, etc. Por su parte, el contenido garantiza todos los elementos situados en el interior de la vivienda, como los muebles, televisión, ordenadores, electrodomésticos y otros objetos.

    El Seguro de Alquiler para el Inquilino y Cobertura

    Sabiendo estas modalidades, si el inquilino quiere guardarse las espaldas ante cualquier problema, deberá de tener un seguro de hogar que incluya la responsabilidad civil y el contenido del mismo.

    De esta manera, se podrán cubrir los desperfectos que surjan en dichos objetos o que puedan afectar a sus vecinos de casa. Es recomendable que, tanto el propietario como el inquilino, tengan un seguro de responsabilidad civil. Así, aunque el propietario tenga seguro de hogar con responsabilidad civil, si existe algún problema derivado de un accidente del inquilino, no lo sufraga, como por ejemplo una humedad por haberse dejado el grifo abierto, sin ir más lejos.

    Sin embargo, la responsabilidad sobre el continente recae directamente en la figura del propietario, puesto que tiene que ser él quien garantiza la habitabilidad del piso o casa que alquila. Por lo tanto, el inquilino en su seguro de hogar no tiene que incluir el continente en su póliza.  Algunos seguros de hogar para inquilinos incluyen seguro de continente a primer riesgo para que se realicen las reparaciones en menor tiempo, pero no es necesario.

    ¿Y qué hay del contenido? El contenido es uno de los conflictos que más suele haber en los contratos de alquiler. En este sentido, parece obvio que el inquilino debería de tener un seguro que garantizara todos sus objetos que hay dentro del hogar. ¿Esto significa que el propietario también debería de tener uno? ¡Pues depende!

    La diferencia reside principalmente en si el piso alquilado está amueblado o no. Si los muebles pertenecen al propietario, debería de ser él quien los asegure. Sin embargo, en este tipo de casos puede ser también recomendable pagar un poco más al año porque tu mutua reaccionará de forma más rápida ante cualquier imprevisto.

    seguro responsabilidad civil

    ¿Cuándo no se puede hacer un contrato de seguro para el inquilino?

    Como ya hemos comentado, es recomendable que un inquilino tenga un seguro de hogar contratado. Ahora bien, no siempre tiene la oportunidad de tenerlo. Así, es evidente que uno de estos supuestos es cuando no existe un contrato de alquiler firmado. Es decir, que no está de alquiler de forma legal.

    Por otro lado, muchas aseguradoras son también reacias a hacer seguros de alquiler para inquilinos cuando se comparte piso.

    Puedes ver que hay numerosas ventajas de contratar un seguro de alquiler para los inquilinos. Con los nuevos tiempos, se han adaptado muchas situaciones del día a día que pueden ser de gran utilidad.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Esta página web utiliza cookies para que tenga una mejor experiencia como usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies y la instalación de las mismas. Para más información pinche el siguiente enlace.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies